¿Tus plantas están muriendo? Sálvalas con café

Si encuentras a tus plantas decaídas, sin color y al borde de la muerte, en este blog vamos a enseñarte algunos remedios hechos a partir de café para tratar de revivirlas, o que recuperen su color verde. 
El protagonista del día será el café, puesto que es beneficioso y aporta una gran cantidad de nutrientes a nuestras plantas.

¿Qué aporta el café a nuestras plantas?

Antes de explicarte qué debes hacer para revivir tus plantas debes saber que aporta el café a nuestras plantas y por qué es tan importante que sepas cómo debes aplicarlo, a diferencia de las semillas de café tostadas que son sumamente ácidas, los restos del café que ya ha sido usado en diferentes presentaciones tienen un PH neutro, es decir para usarlo correctamente sin afectar la salud de nuestras plantas necesitamos que el café ya haya sido preparado previamente.

Es nutrientes para tus plantas

Por el contrario que a nosotros el café no solo aporta cafeína, sino que a nuestras plantas le aporta una cantidad enorme de minerales como fósforo, potasio y nitrógeno y por el contrario a los fertilizantes artificiales, el café en nuestras plantas libera estos minerales poco a poco dándole la oportunidad a nuestro compost de absorberlos lentamente. 

Aporta a el cuidado de nuestro abono

Aparte de estos nutrientes el café también proporciona los microorganismos que según expertos potencian el crecimiento de las plantas, también es conocido que el café atrae lombrices y estas son las encargadas de oxigenar el suelo donde nuestra planta está creciendo, según algunos expertos mezclar el compost con café puede reemplazar el abono artificial.

Fortalece desde la raíz

El café nutre el suelo de tus plantas y también ayuda a los suelos maltratados a tener mayor estructura y esponjosidad, también es conocido que debido a que el café tiene un aroma ácido evita plagas y el desarrollo de hierbas malignas.

Formas para usar el café en nuestras plantas

Hay muchas maneras y presentaciones de cómo puedes usar el café para nutrir y recuperar tus plantas, sin embargo, aquí te vamos a enseñar varias de esas técnicas y cómo puedes desarrollarlas de la mejor manera sin afectar tener efectos negativos en tu jardín.

Posos de Café

Recuerda que los posos de café es el sobrante de la preparación del café, en esta primera etapa debes tomar el cuncho del café (otra forma de llamar los sobrantes de la preparación del café) y secarlos, los puedes dejar al sol hasta que estén completamente secos, una vez estén secos los debes moler o machacar y con el polvo que te quedará debes aplicar una capa delgada sobre la base de la planta, es decir sobre la tierra y debes formar un círculo alrededor de la planta y para obtener los mejores resultados y sacar el máximo provecho al café debes regar la planta una vez al día con agua tibia.

Otra manera es mezclando de dos a tres cucharadas de café instantáneo con algo de la tierra que cubre tu planta y un poco de agua para liberar de forma más rápida los minerales y otros nutrientes y con esta mezcla aplicarla sobre la tierra, como recomendación final sobre los posos de café estas mezclas no deben sobrepasar el 10% del abono total de tus plantas puesto que en mayor medida puede afectar su crecimiento.

Café mezclado con compost:

Los posos de café son ricos en nitrógeno y por esta razón serán de gran ayuda para el crecimiento y desarrollo de las plantas, el café puede ser agregado directamente al compost y estos posos de café son una fuente de nitrógeno considerado un material de compostaje y es ideal para añadir con restos de plantas, recuerda que los posos de café no ser más del 20% del compost total de las plantas ya que esto podría tener entonces, un impacto negativo.

Recuerda que el café debe haber sido preparado y debe estar seco, no puedes echarlo a la tierra directamente del empaque puesto que el café es muy ácido y esto no ayudará a nuestras plantas.    

Mezclando café con el compost de nuestras plantas puede reducir la necesidad de abono, y así obtendremos un compost más rico en nutrientes, también podemos agregar algunas lombrices que van a oxigenar nuestras macetas, y las alimentamos con el café con el que mezclamos nuestro compost.

Los expertos explican que agregar lombrices son necesarias para que la tierra de nuestras plantas este en el mejor estado posible, sin embargo, es necesario que no mezcles más de una taza semanal de café con el compost puesto que a lombrices les gusta el café, pero aún así si pones mucha cantidad no van a poder digerir todo el café ya que sigue siendo acido, si echas mucho café las lombrices pueden llegar a morir y no vamos a tener quien nos cuide la tierra donde crecen nuestras plantas.

Café líquido sobre las plantas

Otra forma de alimentar a nuestras plantas con café es con el café líquido, aquí te vamos a explicar cómo debes prepararlo y aplicarlo sobre tus plantas.

Debes agregar dos tazas de posos de café en cinco litros de agua y debes dejar reposar durante por una noche completa, luego debes colar el agua y con este proceso hecho ya puedes usar esta mezcla como fertilizante líquido, vas a poder aplicarla a modo de riego o directamente en tallos y hojas con un rociador.

Otra manera de hacerlo es rociar café directamente sobre tus plantas decaídas, debes preparar café con la mitad de la cantidad que usas normalmente para tu consumo y debes dejar reposar hasta que estén a temperatura ambiente, esto se hace para otorgarles antioxidantes y minerales de manera directa, este método se debe aplicar para las plantas que estén a punto de morir, y se hace con el fin de que la raíz pueda recibir los beneficios lo más rápido posible y con esta mezcla debes regar tu planta diariamente por una semana hasta que puedas evidenciar crecimiento de nuevo.

Plantas a las que puedes agregarle café líquido

Antes de poner en práctica los remedios que te explicamos debes tener en cuenta que hay plantas las cuales son compatibles con el café y son las siguientes:

  • Plantas araña
  • Rosas
  • Violetas africanas
  • Hydrangeas

Plantas que no deben estar en contacto con café líquido

Así como hay plantas que son compatibles con el café, hay otras que no lo son, y no son compatibles porque al estar en contacto con el café líquido pueden frenar su crecimiento o en definitiva crecer menos debido al ácido del café, y son las siguientes:

  • Geranio
  • Esparraguera
  • Raigrás italiano
  • Trébol

¿Cómo saber si tu planta está mejorando?

Para saber si tu planta está mejorando una vez hayas usado alguno de los remedios previamente explicados, pasadas algunas semanas vas a evidenciar nuevos brotes o crecimientos nuevos, incluso vas a poder notar que el verde de sus hojas se reavivó.

Conclusión

Muchos de nosotros a lo largo de nuestras vidas hemos tenido platas a las cuales les hemos tenido muchísimo cariño, sin embargo, por muchas razones hay momentos donde ellas empiezan a morir por falta de cuidado o incluso por que vamos de viaje y nadie nos cuida a nuestras plantas como nosotros mismos, por eso trajimos estos remedios para tratar de revivirlas.

Compartir