Cómo hacer tu propio tamper para café espresso

Fabricar tu propio tamper es una buena forma de adaptarlo a tus necesidades exactas. La forma más usual y perfeccionista requiere conocimientos de bricolaje, así como un torno, fresadora, cepillos, limadora, lija y demás herramientas similares.

Sin embargo, hay una forma menos ‘pro‘ que puede dar resultados satisfactorios, donde la máquina más importante será una sierra o segueta sin fin.

En este blog te mostramos las 2 opciones para hacer tu propio tamper.

Cómo hacer un tamper para espresso con torno

El torno es una máquina para dar forma a la madera, el metal u otro material mediante un accionamiento giratorio que hace girar la pieza trabajada contra herramientas de corte cambiante.

Si tienes conocimientos para manejar el torno y la capacidad para acceder a esta máquina, pues ¡adelante!

Materiales:

  • Una barra de acero inoxidable 4140 de 3 pulgadas x 15 15 centímetros.
  • Un trozo de madera sólida (la que se obtiene del centro o “corazón” del árbol). De al menos 5cm de alto.
  • Pegante
  • Lamina de bronce
  • Barniz

Herramientas:

  • Torno paralelo
  • Fresadora
  • Prensa de orca
  • Sierra o segueta sin fin

Con todo listo y tomando las medidas de seguridad necesarias para estos trabajos, podemos proceder.

1.Fijar la barra de acero en la copa de tres mordazas y ajustarla con su respectiva llave

2. Centro puntear el extremo de la barra de acero, contrario a la copa, con la broca de centro.

3. Graduar la velocidad del torno.

La fórmula es vf= n ·f, donde n es el número de revoluciones por minuto y f es el avance dado en milímetros. Debe ser de entre 15 y 18 mm/minuto.

4. Fijar el centro punto para poder tornear con confianza la barra de acero.

5. Tornear. La torre porta herramienta con un buril debe tener una pastilla de tungsteno (debido a la dureza del acero).

La forma final de la pieza de acero debe ser similar a una “T” mayúscula invertida (⊥). Debe ser de 5 cm de alto, donde la base será de 1.5cm. La base debe tener 5,7 cm      de grosor, mientras que el resto      de la pieza es de 2,4cm.

Luego puedes lijar y limar la parte superior de la base para darle un toque más estético.

6. Utiliza la nueva pieza de acero para marcar la circunferencia de la base en la madera y marca el centro.

7. Ahora, con la segueta sin fin, extrae la porción de madera redondeando la circunferencia que acabas de marcar.

8. Prensa la pieza de madera en la mesa de la fresadora

9. Utiliza la fresadora como taladro de árbol con un mandril para broca de 24mm.

10. Perfora la pieza de madera 4 cm.

11. Cambiar el mandril del taladro por la piña en la fresadora y darle un acabado parejo a la pieza de madera.

12. Añade pegamento a ambas piezas e introduce la metálica en la de madera (puedes hacer presión con la prensa de orca).

13. Luego, fija la base de acero en las tres mordazas del torno con un pedazo de lámina de bronce en cada mordaza para evitar tallar el acero.

14. Adhiere una pequeña pieza de madera al otro extremo y centro punteala.

15. Tornear la madera a no menos de 3cm de grosor y procura que la parte cercana a la base de acero quede del mismo grosor (5,7 cm).

16. Lija suavemente la madera para estilizarla.

17. Barniza la madera.

El resultado será un tamper para espresso hecho con tus propias manos (y unas buenas herramientas). Si eres hábil en el manejo de estas técnicas puedes atreverte a ser creativo y probar formas y tamaños personalizados.

Cómo hacer tamper para espresso sin torno

Para este método necesitas un trozo de madera, una sierra o segueta sin fin, lima, lija, paciencia y pulso. Incluso, si no cuentas con la sierra, puedes acercarte a un taller de ebanistería donde te podrán prestar el servicio.

1. Marca la circunferencia deseada en la madera.

2. Extrae el trozo dejando un pequeño margen a la circunferencia marcada.

3. Sierra de forma pareja un extremo de la pieza de madera.

4. Lima, lija y talla buscando una forma de “D” mayúscula. Donde la parte plana será la que hiciste con la sierra.

5. Si gustas, puedes aplicarle barniz.

El resultado debe ser un tamper de una sola pieza hecho con tus manos.

Conclusión

Recuerda que disponer de un buen tamper es esencial para una correcta extracción de café. Debes asegurarte de que puedes usarlo de forma consistente, de que no te tensa la muñeca y de que es cómodo de usar.

Compartir